Entre la música clásica y consultoría para todos

 

La inspiración, ¿está en presente en cada uno de nosotros?.  Muchas veces confundimos no saber con no poder – cuando uno no puede, se trata de incapacidad, mientras que si uno no sabe, se puede aprender.  En este artículo, el autor reflexiona a partir de un video que trata sobre la música clásica acerca de las posibilidades que se abren frente a nosotros cuando pensamos de manera diferente, y enfrentamos nuestras supuestas limitaciones o prejuicios.

 

Por Sergio O. Sperat

 

Una charla sobre música clásica

Hace poco compartieron conmigo un video de Benjamin Zander, quien es director de la orquesta filarmónica de Boston (EEUU) desde 1979.  Este video está publicado en el sitio de las charlas de la organización TED®.  El Sr. Zander es reconocido internacionalmente por su conducción orquestal así como por sus charlas sobre liderazgo, integrando ambas habilidades en una sola presentación, pues utiliza la música para abrir nuestras mentes y crear armonías gratificantes capaces de hacer relucir lo mejor de cada uno de nosotros.

Retomando, en ese video Zander toca una variedad de temas interesantísimos, algunos de una manera muy movilizadora: la motivación en las organizaciones, cómo hay gente que se siente incapacitada para hacer algo sin saber que pueden hacerlo, el poder comunicacional de ciertas notas musicales estructuradas armónicamente para expresar emociones, poner pasión en lo que hacemos, la convicción y seguridad del líder para verdaderamente empoderar y movilizar a sus seguidores, y la capacidad de motivar a quienes nos rodean, entre los más salientes.

Con una dialéctica sencilla, un gran manejo de la audiencia y su magnetismo personal, Zander intercala piezas de Mozart y Chopin de manera magistral. Si no lo ha visto aún, se lo recomiendo – vale la pena VERLO y OÍRLO.  Y mientras continúa leyendo este artículo, lo invito a hacer clic aquí para escuchar la hermosa pieza de Chopin que Zander interpreta en el video.

Según Zander, sólo al 3% de la gente le gusta la música clásica. Y claro, siendo músico lo lógico y lineal de pensar sería “cómo hacer para aumentar ese porcentaje a tan sólo el 4%” para que no haya cada vez más orquestas y teatros que cierran sus puertas.

No obstante Zander nos propone algo inusual: “si tan sólo el 3% de la gente escucha música clásica es por nosotros los músicos”, dice, “y no por la audiencia”.  Así, asume completamente la responsabilidad de que tan poca gente escuche música clásica por presentarla aburrida, formal y estructurada, al punto que nos distraemos a los pocos minutos de haber puesto un CD, sin disfrutar de las melodías que nos rodean.

Zander está convencido que la música clásica es para todos, y para demostrarlo la utiliza para educar y difundir temas como liderazgo, resolución de conflictos, creatividad, satisfacción personal y desarrollo profesional.  Su libro The art of possibility los trata con mayor profundidad.

En Argentina, el director Angel Mahler ha participado en clases de liderazgo y gestión del cambio en el IAE Business School con ideas similares a las que Zander aborda en su video.

Y a los consultores, ¿qué parte nos toca?

Entre otras cosas, esta charla tan virtuosa me hizo reflexionar sobre el rol que nos toca a nosotros, los consultores y asesores de empresas, en que no haya más empresas que contraten nuestros servicios.

Conocemos la gran cantidad de prejuicios que existe alrededor de las palabras consultor, asesor o consultoría.  Si usted es un ejecutivo con poder de decisión sabe que algunos de los prejuicios más representativos son los siguientes:

  • Los consultores me ofrecen mucho “humo” pero poco contenido
  • Son como una especie de “agujero negro” que quieren “enquistarse” en mi organización
  • Es difícil ver qué valor me aportan
  • Se trata de un costo más que una inversión
  • Cobran precios inalcanzables e inaccesibles
  • Me dicen lo que quiero escuchar
  • Como nuestra organización es única, no pueden saber cómo aportar mejoras a lo que nosotros hacemos desde hace tantos años
  • Lo puedo/tengo que hacer internamente.

Y en mi experiencia les aseguro que todos estos prejuicios tienen un alto grado de veracidad!

¿Cómo puede ser? Lo que ocurre es que por lo general, cada prejuicio es el resultado de casos reales de consultoras que no han hecho su trabajo de manera profesional, ni se han responsabilizado por entregar el valor que motivó la contratación.  Si ha continuado la lectura hasta aquí, y disfrutó de Chopin, puede hacer clic aquí para continuar leyendo con más música que ha enriquecido a toda la humanidad.

Retomando las palabras de Zander, nosotros los consultores somos responsables que las organizaciones no contraten más consultoría.

En Estratega estamos convencidos que toda organización requiere consultoría o asesoramiento en algún momento de su ciclo de vida, sin importar la ubicación, tamaño, orientación, rubro o industria en la que se encuentre.

A continuación resumimos los que consideramos principales atributos de la consultoría empresarial:

  • Independencia: La consultoría debe ser un servicio de asesoramiento imparcial, rasgo fundamental que requiere establecer una relación profesional por sobre lo personal
  • Asesorar más que dirigir: los consultores no dirigen organizaciones o toman decisiones en nombre de sus ejecutivos pues su rol es actuar como asesores, con responsabilidad por la calidad e integridad de su consejo; los clientes asumen las responsabilidades que resulten de la aceptación de dicho consejo
  • Especificidad: Un verdadero consultor de empresas ha acumulado un considerable conocimiento sobre diversas problemáticas y situaciones que afectan a las organizaciones, y ha adquirido la capacidad necesaria para identificarlos, hallar la información necesaria, analizar, integrar y sintetizar, elegir entre soluciones alternativas y comunicarlas. Cierto es que los dirigentes de las empresas también tienen que poseer estas capacidades. La especificidad de conocimiento de los consultores se alimenta en forma constante a través del estudio de mejores prácticas, y se complementa con la experiencia adquirida en múltiples organizaciones de distintos tipos e industrias por haberlas aplicado en proyectos reales.
  • Soluciones prácticas: Es un error contratar una consultora para que halle soluciones milagrosas ya que la consultoría es un trabajo difícil basado en el análisis de hechos concretos y en la búsqueda de soluciones originales, pero viables y oportunas.
  • Trabajo colaborativo: El compromiso de la dirección de la organización en resolver los problemas y la cooperación entre cliente y consultor son tan importantes para el resultado final de la contratación como la calidad del asesoramiento del consultor.
  • Proyecto transitorio: El momento en que la organización decide la búsqueda de un consultor se debe tener presente que la participación del consultor debe ser transitoria y no permanente, salvo que la naturaleza del problema vaya cambiando, o surjan nuevas necesidades que puedan ser cubiertas por el equipo consultivo en base a su experiencia demostrable en otras organizaciones.

Zander dice que la música clásica es para todos, y es responsabilidad de los músicos lograrlo.  La consultoría es para todos, y en Estratega, nos atrevemos a tomar el desafío de que lo sea.

Atrévase a transformar su organización!

 

Acerca del autor de este artículo

Sergio Sperat es socio de Estratega y tiene una trayectoria de más de 20 años como consultor en estrategia de áreas de TI y negocios, desarrollada en una amplia variedad de industrias en Argentina, Chile, México y Estados Unidos.  Es Licenciado en Análisis de Sistemas de la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Buenos Aires, hizo su Programa de Dirección de Empresas en el IAE Business School en 1995, completó su Maestría en Administración de Empresas en IDEA y London Business School, en Inglaterra en 2001. Fue profesor adjunto del postgrado del Master en Administración de Empresas de IDEA.

Sergio está certificado en CobiT y CGEIT (ISACA) y se desempeña como responsable de Aseguramiento de Calidad y Dirección de Proyectos de Estratega.

Sergio está certificado como consultor Blue Ocean Strategy Practitioner por el Blue Ocean Strategy Institute (Reino Unido).

Twitter: @losestrategas

LinkedIn: http://ar.linkedin.com/in/ssperat

Su correo electrónico es sergio.sperat@estratega.org